“Mucho trabajo por hacer”, afirma  ULEG en materia de discapacidad. Según su concejal, Carlos Delgado, “un ejemplo clamoroso es el de la oficina de recaudación ejecutiva de la Calle Getafe, pero no hay semana que no recibamos alguna queja por la existencia de barreras arquitectónicas en Leganés tanto en las vías como en edificios públicos como privados”.

Unión por Leganés (ULEG) se hace eco de múltiples denuncias vecinales sobre la falta de adaptación para personas discapacidad y con movilidad reducida de la entrada a la Oficina de Recaudación Ejecutiva del Ayuntamiento de Leganés. La inexistencia de una rampa de acceso está privando a gran parte de los discapacitados de nuestra ciudad, concretamente los que se desplazan en silla de ruedas, de realizar gestiones. “Si acudir a la Oficina de Recaudación Ejecutiva ya es una molestia per se, mucho más es no poder acceder al interior del edificio. No se trata de un problema aislado, a diario se repiten este tipo de situaciones en nuestras vías y en edificios públicos o establecimientos privados como comercios. Esta es una cuestión en la que debería intervenir urgentemente el Ayuntamiento impulsando medidas y favoreciendo de verdad y no de boquilla la adaptación de nuestra ciudad a las personas discapacitadas”.

 

 

El alcalde y la concejal Quirós rechazan al Defensor del Discapacitado


A lo largo de esta legislatura, ULEG ha propuesto un Defensor del Discapacitado que se encargaría de la defensa, asesoramiento de este colectivo, y de la elaboración de un plan de movilidad y un mapa para la eliminación de obstáculos. Una solución eficaz a la que el gobierno (PSOE-IU) se ha cerrado en banda. “En su lugar se montó el Foro de la Discapacidad, con un cargo político de confianza al frente que es incapaz de levantar la voz para no molestar a su jefe y colocador, el alcalde. En estos años se ha cumplido lo que nos temíamos, que esto era una medida cara a la galería y que este Foro sonaba a un lugar donde entretener a los que verdaderamente sí trabajan por los discapacitados (asociaciones, entidades, escuelas, fundaciones…), y que carecía de un verdadero poder exigir acciones concretas que garanticen la igualdad e integración de los discapacitados en Leganés”, denunció Delgado, quien añadió “tenemos un gobierno muy progresista y social, pero sólo para hacerse la foto, porque a la hora de la verdad no se hace caso a los colectivos más desfavorecidos como en este caso los discapacitados, o como hemos visto hace unos días al negarse reiteradamente a ofrecer un centro de acogida a los que pasan una mala racha.