ULEG insta al alcalde de Leganés a que aplique al “caso Mic” la vara de medir que aplicó en la pasada legislatura

 

En el “caso Mic”, descubierto hace escasos días y que cada día ofrece novedades, está implicada Noemí Selas, la concejal de Deportes, Festejos y Participación Ciudadana, quien encargó al margen de la ley a la Editorial MIC la producción de una “revista oficial” y de programas promocionales dedicados a las Fiestas Patronales, así como la gestión de la contratación publicitaria de tal edición. A este escándalo se suma el inexplicable hecho de que la propia edil ejerciera de “comercial” de la Editorial MIC firmando de su puño y letra una carta con membrete y CIF del ayuntamiento que induce a pensar que se reclama un “diezmo” o un “impuesto revolucionario” en beneficio de tal empresa para “propiciar un mayor ambiente festivo”.

 

En la pasada legislatura, el entonces portavoz del PP y hoy alcalde, Jesús Gómez, exigió la dimisión o cese de los concejales en los asuntos bautizados como “Dardo”, “Toone”, “Alazar”…, asuntos que ponía en conocimiento de la Fiscalía, solicitaba comparecencias o instaba a la creación de comisiones de investigación. Unión por Leganés-ULEG pregunta al alcalde, Jesús Gómez, si con el bastón de mando se incluye en el kit una vara de medir las actuaciones políticas completamente distinta a la que blandía en la pasada legislatura.

 

La edil Selas, en un inútil y forzado gesto de pedir perdón por su error inexcusable donde se admite en un comunicado del propio gobierno del Ayuntamiento de Leganés su inexperiencia después de 5 años en el cargo y su excesivo celo a la hora de trabajar (entendemos que al margen de la ley), ha puesto a disposición del alcalde su cargo. “La pelota está en el tejado de D. Jesús. Nosotros no le vamos a decir lo que tiene que hacer. Los hechos podrían encajar en casi todos los tipos penales contra la administración pública que se recogen en el Código Penal. Sólo le instamos a que actúe con coherencia y con Justicia, que debe ser igual para todos, y que para no perder la menguante credibilidad que empieza a tener como máximo regidor de la ciudad, aplique la vara de medir con la que funcionaba hace poco más de un año, donde por hechos similares e incluso mucho menos graves y peor documentados, ponía a trabajar a toda máquina a la Fiscalía Anticorrupción, llovían las peticiones de cese o dimisiones, o instaba a que se pusieran en marcha comisiones de investigación o comparecencias”.

 

Desde Unión por Leganés-ULEG mostramos toda nuestra solidaridad en el plano personal por la concejal Selas, “pero exigimos que se depuren hasta el final las responsabilidades políticas por el “caso Mic”. Unas responsabilidades que empezamos a pensar que, ante la gravedad de los hechos y el silencio de D. Jesús, recaen en el propio alcalde, máximo responsable de Comunicación del ayuntamiento. Está en manos del sr. Gómez que este enorme escándalo no se lo lleve por delante. Debería aprender de lo sucedido en la pasada legislatura y el impacto que tiene perder el sentido de la realidad y de la conciencia política”.


Adjuntamos la carta emitida y firmada de la propia concejal:




By |junio 5th, 2012|Categories: Últimas noticias|0 Comments