Durante el pregón de las “Fiestas de San Fortunato 2012”, los vecinos de La Fortuna expresaron su malestar por los recortes de la Comunidad de Madrid en los servicios de urgencias en el centro de salud del barrio con una pitada “monumental” al alcalde y al presidente de la Junta de Distrito.