ULEG denuncia que el alcalde de Leganés destinará más de 200.000 € a propaganda bélica, camuflada en “recreaciones históricas… de cine”

 

El partido vecinal lamenta profundamente que en plena crisis, con 20.000 parados en la ciudad y con miles de familias pasando necesidades, el gobierno del PP de Leganés, mientras miente a los vecinos con falsos empleos en Legatec, disfrace como algo cultural y destine a la apología de la guerra y a circos presuntamente castrenses un dinero que bien podría emplearse en becas de comedor, reabrir las urgencias nocturnas de La Fortuna, ayudas sociales, fomento del empleo…, cualquier cosa útil menos carnavales armamentísticos.


Unión por Leganés-ULEG, 4 ediles en el ayuntamiento de Leganés, denuncia que a los 35.000 euros que aportarán las arcas municipales a las autodenominadas con todo tipo de autobombo “Recreaciones históricas” y que tendrán lugar en nuestra ciudad los días 28, 29 y 30 de junio, se sumarían más de 160.000 euros en “especie”, ya que el ayuntamiento de Leganés tendrá que afrontar con sus recursos y medios todas las circunstancias que rodearán a este pintoresco evento, desde la seguridad y protección civil, bomberos, limpieza, iluminación, sonido, megafonía, acotaciones del recinto, escenarios, puesta a disposición de espacios públicos, anuncios en prensa…Obligaciones que han quedado marcadas en el contrato firmado entre el alcalde y el representante de la asociación Codex Belix, entidad adjudicataria a dedo de este “servicio público”, porque es la única que “ofrece este tipo de prestaciones”. El servicio, y utilizando la excusa de hacerlo como si se tratara de una película, consistirá, en esencia, en desfiles militares teatralizados, mostrar sucedáneos de batallas históricas, enseñar “lo cultural” que es el enfrentamiento bélico y exhibiciones en paracaídas.

 

“Sinvergonzada” política y moral en tiempos de crisis.

ULEG, que hace meses fue el primero en denunciar en la Junta de Distrito de San Nicasio esta iniciativa, también rechazada en el último pleno, destaca que “aunque no tenemos nada en contra de este tipo de parafernalias que seguro que atraerán a mucha gente al mezclar uniformes, desfiles, armas, exhibiciones, no podemos admitir que se financien con dinero público. Si ya es discutible subvencionar estas cosas en época de abundancia, nos parece una desvergüenza hacerlo en estos tiempos. ¿Porque cuántas cosas verdaderamente necesarias y útiles para los vecinos se podrían hacer con esos 200.000 euros para “jugar a los soldaditos”? Estamos ante otro capricho y comportamiento estrafalario del alcalde, muy aficionado por lo que se ve a los paracaídas. Normal, de uno de ellos aterrizó políticamente en Leganés, ciudad que no ubicaba en el mapa antes de apuntarse a cobrar de lo público, eso que tanto detesta, pero a lo que no hace ascos cuando significa llenarse la faldriquera particular. Paracaídas que volverá a utilizar en su próximo desembarco político cuando abandone Leganés, cosa que hará al minuto de dejar de ser alcalde”.

By |junio 12th, 2013|Categories: Últimas noticias|0 Comments