ULEG interpondrá las acciones administrativas y judiciales que procedan para que se dé marcha atrás a la insólita y predemocrática iniciativa del Gobierno del alcalde Jesús Gómez, por la que se erige al jefe de la Asesoría Jurídica, el Sr. Ruiz Gálvez, funcionario de libre designación, en un “inquisidor” habilitado con “carta blanca” para presentar querellas allá donde esté un “interés municipal”. Interés que, viendo los precedentes, sólo coincidirá con el interés particular del alcalde o del PP.

 

Curiosamente, este acuerdo se ha aprobado durante las vacaciones del alcalde, quien ha “dejado el marrón” a la alcaldesa accidental, la Sra. Tejero, para librarse de futuras responsabilidades jurídicas.


Leganés, 12 de agosto de 2013


Unión por Leganés-ULEG, 4 ediles en el ayuntamiento de Leganés, denuncia el grave atentado a la normalidad democrática perpetrado además con “agosticidad” por el Gobierno del PP: El pasado 2 de agosto, la Junta de Gobierno Local aprobó un informe-propuesta presentado por el propio jefe de la asesoría jurídica, D. Gonzalo Ruiz Gálvez, por el que se dice: “vista la necesidad de autorizar al Jefe de la Asesoría Jurídica para representar al ayuntamiento en la presentación de querellas criminales en defensa de los intereses municipales, se propone a la Junta de Gobierno Local: Facultar al Jefe de la Asesoría Jurídica para representar al ayuntamiento en la presentación de querellas criminales en defensa de los intereses municipales”.

 

El partido vecinal se muestra indignado por el uso torticero y extravagante que el gobierno hace de los recursos municipales. Además, la inexistencia de expediente que justifique esta decisión o que demuestre esa “necesidad”, la carencia de argumentos jurídicos que avalen la creación de un “inquisidor” y la coartada de un presunto interés municipal no concretado y al margen del Pleno, aunque amparándose en fraude de ley en una moción aprobada en el mismo, conduce a pensar que este “fiscal municipal”, representado por un cargo de libre designación y bajo la única autoridad del alcalde, dirigirá su actuación en función de las filias y fobias del Sr. Gómez Ruiz. Es decir, con la excusa del “interés municipal” se da “carta blanca” para perseguir con recursos públicos a la Oposición, ya sea la política o la social, como ya nos tiene acostumbrado el alcalde. Un proceder que chirría cuando ya existe una figura a la que la Constitución (art. 124) reserva esa defensa de los intereses públicos, como es el Ministerio Fiscal.

 

“Este invento de ‘inquisidor’ municipal particular del alcalde es la gota que colma el vaso dentro de las prácticas antidemocráticas y manoseo espurio de las instituciones al que nos está acostumbrando el sr. Gómez. Reprobamos esta fórmula que solo busca acallar a las voces críticas, actuación más propia de regímenes totalitarios y actuaremos con toda la contundencia que permita el Estado de Derecho para frenar al enésimo, y en este caso gravísimo, desmán del alcalde. Si quiere querellarse contra todo el mundo que lo haga con su dinero o con el de su partido, que tiene mucho y le sobra ya que paga incluso millonadas a tesoreros que no hacen de tesoreros, denunció ULEG.